CONOCIMOS EL BABY SIGNING este agosto pasado de la mano de Miriam, un poco de casualidad la verdad. De estas veces que te pones a navegar buscando información sobre cosas interesantes y beneficiosas para bebés, pues así fue como debí de parar en su web. Me pareció tan interesante lo que leí, que decidí contárselo a mi marido y escribir un correo a Miriam para pedirle información sobre sus cursos.

En seguida me devolvió el correo y me comentó que andaba de vacaciones por España, que iba a estar ese fin de semana en Madrid, dando una charla. Me propuso pasarnos, así podríamos conocernos e informarnos sobre el Baby Signing.

Durante la charla se me pasaron mil cosas por la cabeza, eso que estaba escuchando era una verdadera maravilla, ¡cómo podía ser que bebés tan chiquitines pudieran comunicarse con sus padres con semejante sonrisa en los labios!, yo quería eso con mi hija, nada de llantos, verdadera crianza respetuosa en la que ya desde el principio nos hiciera saber sus deseos, ¿en serio?, ¿de verdad se puede? Miré de reojo a mi marido y yo creo que con la mirada nos lo dijimos todo, como siempre, jiji

Entonces, mientras yo pensaba todo esto y se me empezaba a iluminar la cara, Miriam comenzó a decir que iban a abrir el primer GRUPO DE INSTRUCTORAS DE BABY SIGNING en un par de meses. Vamos a ver… ¿lo estoy entendiendo bien?, ¿que no solo puedo enseñárselo a mi hija, sino que también puedo formarme para así poder enseñar a otros papás y escuelas infantiles, para que ellos puedan comunicarse con sus bebés y alumnos? Yo como maestra, estaba disfrutando mucho sólo de pensarlo, se me estaba haciendo la boca agua. Estaba claro que todo esto era una señal y que tenía que lanzarme a ello.

Al finalizar la charla me acerqué a Miriam y le pregunté cómo podía hacer para pertenecer a ese primer grupo de instructoras. Y así fue como conocí a Isis, mediante una entrevista por Skype, España-México, y me embarqué en esta maravillosa aventura.

COMENZAMOS A SIGNAR con nuestra hija Martina al día siguiente de la charla, cuando cumplió 9 meses y 19 días. Al principio nosotros también nos sentíamos extraños, además, estábamos de vacaciones visitando a la familia y nos veían hacer esas cosas tan raras (algo que en nuestra infancia apenas se conocía). Entre el Baby Led Weaning, el porteo, los signos, nos miraban y yo creo que se preguntaban lo mismo que nosotros, ¿servirá para algo?, pues teníamos la sensación de que Martina no nos atendía, muchas veces ¡ni nos miraba! A ella le bastaba con señalar y dar un pequeño gritito para conseguir todo.

Pero yo no hacía más que repetirme cual mantra lo que Miriam nos había dejado muy claro: teníamos que tener paciencia, con unos bebés más, y con otros menos, pero…

NUNCA OLVIDAREMOS SU PRIMER SIGNO, lo hizo el día que cumplió 11 meses. De forma algo torpe signó «leche» cuando yo le pregunté si quería mamar, no me lo podía creer, mi bebé nos hacía saber que sí que quería, ¿puede haber algo más bonito?

Un mes después, signó «perro» «comer» y «beber» estos dos últimos, ya no eran por imitación, empezaba a hacerlos cuando se acercaba la hora de comer o cenar… ¡nos hacía saber que tenía hambre o sed!

Hoy por hoy solo dice mamá y hola, pero en casa sabemos muchas cosas más, cada vez hay más comunicación entre nosotros y puedo aseguraros de que es absolutamente precioso.

Ahora está muy graciosa pues como ya ha aprendido el signo y la onomatopeya de «perro» cada vez que ve un animal, ya sea gato, paloma o cabra nos hace el de perro. Y ¡qué queréis que os diga! A nosotros se nos pone una cara de bobos, con la baba cayendo cada vez que hace algún signo que, hinchados como pavos, le decimos a todo aquel que lo ve, que estamos comunicándonos con nuestro bebé mediante signos, que aunque sea tan chiquitina puede hacerlo y de hecho nos hace entender lo que quiere sin llevarse ningún berrinche y sin derramar una sola lágrima. ¿Qué más se puede pedir?

Una vez terminada la formación del primer grupo de instructoras de Nimbé Aprendizaje hemos puesto en práctica todo lo que hemos aprendido durante estos meses para ayudar a otras familias en la temprana comunicación con sus bebés, disfrutando además de lo que se siente al ver que son capaces de expresar sus necesidades desde muy pequeños.

Hemos creado también un reto en nuestro perfil de Instagram @entenderamibebe al que hemos llamado 1 diciembre de bebé signos (#1diciembrebebesignos). En este reto animamos a todas las familias a signar con sus bebés para que conozcan esta técnica tan maravillosa y se acerquen un poco más a los bebé-signos. Síguenos en Instagram para no perderte nada, como todo reto, este también tiene su recompensa.

Para conocer más detalles puedes visitar nuestra página de Facebook
@entenderamibebe o escribirnos un correo a entenderamibebe@gmail.com

Laura Gallú Gómez

Creadora de www.entenderamibebe.com

Facebook @entenderamibebe

Instagram @entenderamibebe